LA VIRGEN DE LOURDES...

sábado, 11 de febrero de 2017

...dice: 
"Haced penitencia, haced oración..."
Ella, nuestra Madre, la Inmaculada Concepción, comprende como nadie la gravedad del pecado, el dolor que inflige en el Corazón del mismo Dios. Por eso baja a la tierra compadecida de sus hijos desvalidos, y siempre con un mensaje que invita a la conversión, a dejarnos inundar y transformar por el amor de Dios, del que Ella es rostro materno.
 Este amor nos empujará a reparar las ofensas y el daño que causamos con nuestros pecados, no sólo como individuos si no como hermanos, como fraternidad universal. Y por eso nos pide penitencia y oración por los pecadores.

El Amor del Corazón de su Hijo y de su Corazón Inmaculado por las almas llega hasta los límites del sufrimiento, y sólo uniéndonos a este sufrimiento podemos agradar a Dios ofreciéndonos como víctimas en unión con su Hijo  para que todos los hombres se salven y lleguen al conocimiento de la Verdad.

¡FELIZ DÍA...

miércoles, 25 de enero de 2017

...de Santa María de Paz y Bien!
Ayer celebrábamos con gran alegría el día de nuestra Madre, Santa María de Paz y Bien. Desde este pequeño Noviciado queremos felicitar a todos aquellos que un día subieron al barco de Paz y Bien y descubrieron que de la mano de Jesús y María ¡todo es una fiesta! Felicidades a los Animadores y Hermanas que guiados por la luz del Espíritu animan la fe de los grupos, dan su tiempo y sus capacidades para sembrar en los adultos, jóvenes y niños la semilla del Evangelio. Felicidades a los jóvenes que se siguen acercando a sus grupos y fraternidades de Paz y Bien, que le gritan al mundo que hay otra manera de vivir, que se atreven a salirse del modelo establecido de superficialidad y pasotismo para poder decir como Francisco: "Y me dijo el Señor que quería que fuera un nuevo loco en el mundo ". Felicidades a los niños, que han elegido ser gente de Paz y Bien y empiezan ya a desenvolver este gran Regalo que Jesús ha querido hacerles y les entrega por medio de María. Felicidades a los grupos y fraternidades de Adultos que en medio de su vida llena de trabajo y ocupaciones han sacado tiempo para dedicarlo a lo fundamental, a conocer, seguir y amar a Dios y llevan a Jesús a los ambientes en los que se desarrolla su vida.



A todos, los de aquí, los de allá y los de más allá del mar, ¡Felicidades! Que Santa María de Paz y Bien os conceda perseverar en este camino radicalmente opuesto al del mundo y Jesús os haga caminar a pie descalzo por Él.
Y a tí, Madre queridísima ¡Gracias! Muchas gracias porque en torno a tí hoy nos sentimos familia congregada por un mismo Amor. No dejes de ser luz en nuestro Amanecer, Claridad en nuestra noche y compañera en el Camino. ¡No te merecemos Madre, pero te necesitamos!.

MISTERIO DEL AMOR...

sábado, 7 de enero de 2017

...En medio del silencio el Verbo se encarnó.


En estos días transcurridos desde el 24, Nochebuena, hasta el día de mañana en que celebraremos el Bautismo del Señor, nos hemos sumergido en el más tierno de los misterios de nuestra fe: la maravilla de la Encarnación. Dios eterno y omnipotente, que sostiene el mundo, que rige los destinos de los hombres, que da la vida y la muerte que hunde en el abismo o levanta.., se hace carne de nuestra carne, para hacernos a nosotros con Él un sólo cuerpo y una sola carne. Y no solo se hace uno más de nosotros o semejante en cuerpo, quiso ser en todo igual a nosotros excepto en el pecado y por eso elige encarnarse en el seno de una doncella virgen, desposada con José,  y tener una familia.  
Este Niño, que nace en el pueblo de la promesa,  ampliará esta promesa a todos los pueblos de la tierra . De esto serán primicia los sabios de oriente que abandonando sus seguridades y todo esquema preconcebido sobre un Rey Salvador, salen de su tierra recorren un largo camino y terminan adorando como rey, Dios y Hombre, a un bebé acostado en el pesebre de un establo. 
Es necesario entrar en el corazón de este misterio con ojos de niño para poder contemplar a Jesús pequeño y comprender que en aquel pequeño corazón se esconde la inmensidad del Amor de Dios. 

















Acuérdate, Jesús, de la gloria del Padre,
del esplendor divino que dejaste en el cielo

al bajar a esta tierra, al desterrarte
de aquella eterna patria
por rescatar a todos los pobres pecadores.
Bajando a las entrañas de la Virgen María,
velaste tu grandeza y tu gloria infinita.

Del seno maternal
de tu segundo cielo
¡acuérdate!
Acuérdate que el día en que naciste
los ángeles bajaron a la tierra
y cantaron a coro:
"¡Gloria, honor y potencia a nuestro Dios,
y la paz a los hombres de buena voluntad!"
Para gustar por siempre
la inefable paz tuya,
¡yo vengo a ti!
 Yo vengo a ti, en tu cuna
quiero, Niño, quedarme para siempre,
entre esos tus pañales escóndeme contigo.
Ahí podré cantar a coro con los ángeles,

recordarte las fiestas de estos días.
Acuérdate, Jesús, de los pastores,
y de los Reyes Magos,
que con gozo sus dones te ofrecieron,
corazón y homenaje.
Del cortejo inocente
que por ti dio su sangre
¡acuérdate!
 Acuérdate de que los dulces brazos
de María, tu Madre, preferiste
a tu trono de rey.
A ese festín de amor que tu madre te da,
invítame, Jesús, tú que eres mi hermanito.
Acuérdate de que llamaste padre
al humilde José, quien por orden del cielo
supo, sin despertarte del materno regazo,
arrancarte a las iras de un mortal.
De tu  hermanita,
que ya desde entonces hizo palpitar tu corazón,
¡acuérdate!
(Santa Teresita del Niño Jesús)

¿QUIÉN CAUSA TANTA ALEGRÍA?...

domingo, 11 de diciembre de 2016

...¡La Concepción de María!
El día 8 celebramos con gozo toda la Iglesia Universal LA INMACULADA CONCEPCIÓN
 DE LA VIRGEN MARÍA ’’.
María para todos los Cristianos Católicos es motivo de alegría.
En primer lugar, porque en ella vemos el primer fruto de la redención; además, a través de María, podemos comprender mejor en qué consiste la santidad. En su concepción Inmaculada hay un privilegio singularísimo: Dios la preservó de todo pecado en orden a su maternidad divina. La Inmaculada,  obra maestra del amor de Dios, va a colaborar con todo su ser, a la mayor manifestación de ese amor: Dios nos va a dar a su propio Hijo.
En la vida de María encontramos sufrimiento, pero nunca frustración. Ella va a pasar por la oscuridad de la fe, pero nunca se va a sentir descolocada. Es así,  porque ella quiere lo que Dios quiere y por eso se mueve siempre en esa armonía profunda.

Nosotras, como María, queremos seguir el camino de nuestra vocación. La belleza de la llena de gracia nos colma de alegría y, al mismo tiempo, nos estimula a abrirnos al amor de Dios. Contamos con su ejemplo y con su intercesión.


ADVIENTO...

martes, 29 de noviembre de 2016

...Tiempo de espera.

El pasado domingo comenzábamos este tiempo de Adviento y, a la vez, el nuevo año litúrgico. Adviento es tiempo de espera. En lo más profundo del corazón de cada hombre existe el anhelo de Dios que convierte la vida en una constante espera. Algunos no conocen lo que esperan, y esperan una cosa tras otra, sin que nada sea eso tan esperado. Nosotros sabemos bien, quien es Aquel a Quien esperamos: es Jesús, Palabra eterna del Padre, que pone su tienda entre nosotros. Él es el único sentido de nuestras vidas y de nuestra esperanza. El hace que nuestra espera no sea estéril, sino que, por amor, la llenemos de obras que a Él le agradan, y que suben ,como incienso, hasta donde Él está. Él hace que mientras dura esta jornada, estemos unidos y nos sostengamos unos a otros en la fe por medio de las palabras y también de la oración.



Queremos vivir este tiempo muy unidas a María;  Ella, como nadie, supo esperar a Jesús. Su esperanza fue siempre confiada y cierta porque sus ojos no se apartaron de Dios. Ella nos ayudará a preparar la venida de Jesús, para que, cuando llegue, encuentre su hogar en nuestro corazón.